logo


1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | 10 | 11 | 12 | 13 | 14 | 15 | 16 | 17 | 18 | 19 | 20 | 21 | 22 | 23 | 24 | 25 | 26 | 27 | 28 | 29 | 30 | 31 | 32 | 33 | 34 | 35 | 36 | 37 |

1.LAS SAGRADAS ESCRITURAS.
La Biblia es la Palabra de Dios, la Iglesia de Dios reconoce que solamente las Sagradas Escrituras son inspiradas de Dios, ningún otro libro es de origen celestial.

2.DIOS EL PADRE.
Dios es la Suprema deidad del Universo. Es el Espíritu infinito y perfecto, en quien toda la creación tiene su origen.

3.LA PRE-EXISTENCIA DEL HIJO DE DIOS.
Cristo antes de venir a la tierra a tomar forma humana, ya existía, fue criado por Dios en la eternidad y compartió en toda su plenitud la gloria del Padre, en la creación del Universo. El estuvo presente y fue el medio principal para traer a la existencia todas las cosas que existen.

4.JESUS EL HIJO DE DIOS.
Jesús el unigénito de Dios, engendrado por mediación del Espíritu Santo concebido y nacido de María, una virgen, él es el Cristo y Mesías para ser Salvador y redentor del mundo.

5.LA MUERTE Y RESURRECCIÓN DE CRISTO.
La muerte de nuestro Señor Jesucristo a la mitad de la Semana y su resurrección el sábado siguiente por la tarde, fue el principal cumplimiento de la señal dada por Jesús a los Judíos de que él era el Mesías anunciado por los profetas. Ciertamente el Evangelio enseña que el Señor Jesús fue sepultado a la mitad de la semana antes de ocultarse el sol, cumpliéndose así con exactitud los tres días y las tres noches que predijo el en Mateo 12:40.

6.EL ESPIRITU SANTO.
El Espíritu Santo es El Consolador que Jesucristo envió para que tomare su lugar en el corazón de los redimidos después de su partida. La promesa de Dios, de derramar de su Espíritu, fue hecha en el Antiguo Testamento y fue cumplida en el Nuevo Testamento y ha quedado dispuesta para todos aquellos que la pidan. El Espíritu Santo no es una persona, sino el poder que emana de Dios y de Cristo.

7.SATANAS.
Satanás es un ser espiritual, dentro de la Biblia es conocido por varios nombres, Satanás es un adversario de Dios y de su pueblo, él introdujo el pecado en el mundo, y desde entonces su labor consiste en engañar a la humanidad para hacerla caer en pecado. Satanás es capaz de transformarse en ángel de luz. Al final de su tiempo Dios lo destruirá.

8.LA CAIDA DEL HOMBRE.
El hombre fue creado a imagen y semejanza de Dios. Y Dios puso en él mayor entendimiento que en las bestias, haciéndole así superior a éstas. El hombre fue hecho santo, justo, lleno de verdad y de inocencia, pero a la vez susceptible a las tentaciones; sin embargo estaba capacitado para decidir por sí mismo ser fiel o no a Dios cuando fuere probado. Si el hombre permanecía fiel podría alcanzar la vida eterna, si sucumbía encontraría la muerte a causa de su deslealtad. En la tentación fue vencido por Satanás y como consecuencia, perdió su posición en la gracia de Dios, atrayendo dolores, sufrimiento y muerte para sí y para toda la humanidad.

9.EL PLAN DE SALVACIÓN.
Lo que la Iglesia de Dios cree y proclama referente al “PLAN DE SALVACIÓN”, es que:
a) El Plan de Salvación fue trazado por Dios el Padre como un medio para que el hombre escape de la pena de muerte pronunciada sobre él.
b) La parte central de este plan es Jesucristo, al cual Dios, envió a la tierra para redimir al hombre de la maldición del pecado.
c) La misión que el Padre dio a su Hijo, fue cumplida por éste mediante su vida impecable sobre la tierra; la cual ofreció en sacrificio derramando su sangre preciosa en el tosco madero de la cruz.
d) El Padre aceptó la muerte de su Hijo como pago de nuestra redención, haciendo posible el perdón de nuestros pecados; por lo cual lo resucitó para nuestra justificación.
e) Este don de Dios que ofrece vida eterna, está dispuesto para cuantos lo acepten bajo las condiciones que Dios ha establecido.

10.ACEPTANDO A JESUCRISTO.
Aceptar a Jesucristo, es reconocer que él es de origen Divino y que fue engendrado del Espíritu Santo es también creer que vino de Dios para redimirnos e interceder por nosotros delante de Dios.

11.EL BAUTISMO.
El Bautismo es una institución Divina, y debe realizarse por inmersión conforme al ejemplo de Jesucristo. Para realizar el bautismo es necesario la abundancia de agua, de tal manera que la inmersión sea completa no importando que sea en un río, o en agua estancada en caso de extrema necesidad.

12.MUNDANALIDAD.
Lo que la Iglesia de Dios cree, y todo miembro de la misma debe proclamar referentemente a la mundanalidad es que:
a) Dios condena la mundanalidad, que incluye: Lujuria de los ojos y el orgullo de la vida.
b) Por tanto el cristiano no debe buscar las cosas mundanales.
c) El cristiano debe llevar una vida ejemplar ante los incrédulos y creyentes.

13.HÁBITOS IMPUROS Y CORROMPIDOS.
Lo que la Iglesia de Dios cree y proclama referente a los “Hábitos impuros y Corrompidos”, es que:
a) Los Hijos de Dios deben abstenerse de todo hábito que sea dañino y que contamine al cuerpo.
b) Ninguna práctica o uso de cosa que altere la honestidad, la vergüenza o la modestia, se encontrará en un cristiano.

14.LUCHA CARNAL.
Lo que la Iglesia de Dios cree y proclama referente a la “Lucha Carnal”, es que:
a) La lucha carnal es repudiada por la doctrina cristiana.
b) El cristiano debe amar a sus enemigos.
c) Por tanto todo miembro de la Iglesia de Dios se opondrá terminantemente a participar en toda lucha carnal.
d) La Guerra del cristiano es espiritual.

15.LOS DIEZ MANDAMIENTOS.
Los Diez Mandamientos constituyen la ley básica de Dios para la conducta de su pueblo. Trasgresar los Diez Mandamientos es pecado. Observarlos es expresión de amor hacia Dios. Los Diez Mandamientos son únicos, por haber sido escritos con el dedo de Dios. No han sido removidos, ni han sufrido algún cambio desde que fueron dados, y permanecen para ser observados por la humanidad.

16.EL SABADO.
El cuarto mandamiento del decálogo ordena al pueblo de Dios observar el Séptimo día de la semana llamado sábado, el cual debe observarse como sagrado y santo desde la puesta del sol del viernes hasta la puesta del sol del sábado. El sábado fue dado como un memorial de la creación, y es un día que debe guardarse como reposo del trabajo cotidiano y también como un día dedicado a la alabanza a nuestro Creador.

17.LA PRÁCTICA DE LA ORACIÓN.
El pueblo de Dios debe orar al Padre Celestial, en el nombre de nuestro Señor Jesucristo, pues él es el mediador entre Dios y los hombres y está a la diestra del Padre intercediendo por nosotros. Solamente la plegaria en el nombre de Jesús es eficaz y los que verdaderamente lo buscan en oración tendrán respuesta a sus necesidades de acuerdo a la voluntad de Dios.

18.ORACION POR LOS ENFERMOS.
Dios oye las plegarias individuales y también las que se hacen en forma colectiva, siempre y cuando estas estén impregnadas de fe y fervor a favor de algún enfermo. El enfermo debe llamar a los Ancianos de la Iglesia para que oren por su recuperación y lo unjan con aceite.

19.EL AYUNO.
Ayuno es la abstinencia de toda clase de alimento, ya sea líquido o sólido. La duración mínima para un ayuno puede ser de veinticuatro horas.

20.LA CENA DEL SEÑOR.
La Cena del Señor es una ordenanza dada por Cristo a la Iglesia como un memorial de su muerte. La Cena del Señor debe celebrarse el catorce del primer mes Judío llamado Nizán, y debe usarse para este servicio pan sin levadura y jugo de uva sin fermentar. Únicamente los miembros bautizados dentro de la Iglesia deben participar de ella.

21.EL LAVACRO DE PIES.
El lavado de los pies fue otro mandamiento dado por el Señor en el mismo acto en que se instituyó la Cena. Esto al igual que la Santa Cena, deberá hacerse entre los mismos bautizados dentro de la Iglesia. El lavatorio de pies debe hacerse inmediatamente después de haber participado del pan y del vino.

22.EL MATRIMONIO.
El matrimonio fue instituido por Dios y tuvo por objeto la unión duradera por toda la vida de los cónyuges. El divorcio por cualquier causa que no sea adulterio, no se tolerará dentro de la Iglesia de Dios. La Iglesia de Dios acepta como casada a las personas que hayan sido unidas en matrimonio antes de su conversión, con tal que su matrimonio haya sido reconocido legalmente por la ley civil.

23.LA MUERTE DEL HUMANO.
La muerte es el final de la existencia de todos los humanos que de acuerdo a la voluntad de Dios han terminado su periodo de vida sobre la tierra. Cuando una persona muere allí mismo terminan sus pensamientos y sus obras, y en el polvo de la tierra permanecerá hasta el día en que tenga que comparecer ante la presencia del gran juez en el juicio final.

24.LA RESURRECCIÓN DEL HUMANO.
Así es la voluntad de Dios que el humano muera, así también es su voluntad que éste resucite. En el segundo advenimiento de Jesucristo los justos resucitarán para recibir la inmortalidad. Después del reinado de mil años, los malos resucitarán para recibir el castigo que su juicio mereció.

25.LA LEY DE LA ALIMENTACIÓN.
El pueblo de Dios, por ser un pueblo santo usa como alimento: Hierbas y carnes de animales que Dios ha catalogado como limpios.

26.EL NOMBRE DE LA IGLESIA.
El nombre escritural para la Iglesia que Cristo ganó con su sangre es: “IGLESIA DE DIOS”. Este ha sido el nombre con que los legítimos seguidores de Jesucristo se han identificado a través de los tiempos.

27.LA ORGANIZACIÓN DE LA IGLESIA.
La Organización de la Iglesia de Dios, tiene como una enseñanza lo siguiente:
a) La Iglesia del Señor es un Cuerpo debidamente organizado, 1ª Corintios 14:40; 12:27-28.
b) La Organización de la Iglesia, es confirmada escrituralmente, es bíblico y conveniente.
c) La forma de Organización de la Iglesia se adapta a las necesidades que ésta afronte.

28.EL DIEZMO Y LAS OFRENDAS.
El plan de Dios para sostener el trabajo de la Iglesia, es por medio de los miembros de la Iglesia, quienes dan sus diezmos y ofrendas. El Diezmo es la décima parte de las ganancias y debe darse como una obligación. Las ofrendas son voluntarias y sirven también para la misma obra.

29.LA PROFECÍA Y SEÑALES DE SU CUMPLIMIENTO.
Lo que la Iglesia de Dios cree y todo miembro de la misma debe proclamar respecto a la “Profecía y Señales de su Cumplimiento”, es que:
a) La profecía bíblica fue escrita por hombres santos inspirados por Dios.
b) Jesús el Hijo de Dios, también anunció muchas profecías, y los evangelistas las registraron.
c) El objeto de la profecía es respaldar la veracidad de las Escrituras y hacer entender a los hombres los tiempos en que vivimos con relación a la Segunda Venida de Cristo.

30.EL REINO DE DIOS.
Reino es un territorio que ocupa un Estado con sus habitantes, los cuales están sujetos a un rey. Dentro de Las Sagradas Escrituras encontramos el Reino de Dios, el cual está dividido en tres fases: 1) El Reino Espiritual de la gracia. 2) El Reino Milenial de Cristo. 3) El Reino Eternal de Dios.

31.EL MENSAJE DEL TERCER ANGEL.
Mensaje es la comunicación de una noticia, aviso o informe de una persona a otra. Ángel es un mensajero de Dios (Hebreos 1:7). Los poderes malignos que menciona la Escritura como “La Bestia y su imagen” existen antes y en el tiempo del segundo advenimiento de Cristo. El mensaje del tercer ángel advierte sobre este poder maligno, este mensaje es parte del Evangelio.

32.EL RECOGIMIENTO O RETORNO DE ISRAEL.
La profecía Bíblica hace referencia al recogimiento de los descendientes de Israel a la tierra antes conocida como Palestina. Esta profecía está en proceso de cumplimiento y es una señal de que la segunda Venida de Cristo está cerca.

33.LAS SIETE ÚLTIMAS PLAGAS.
Plaga es una calamidad grande que aflige a un pueblo. La ira de Dios por el pecado y los pecadores alcanzan su plenitud antes y al tiempo del segundo advenimiento de Cristo, con la descarga de siete plagas terribles sobre aquellos que tienen la marca de la bestia y sobre aquellos que adoran su imagen. Estas plagas son eventos literales (reales) en el mundo, que causarán tribulación y angustia. Esto es parte del mensaje de la Iglesia advirtiendo al mundo el sufrimiento y desastre que viene como resultado del pecado.

34.LA SEGUNDA VENIDA DE CRISTO.
La segunda venida de Cristo será personal y visible y todo ojo lo verá. Para la Iglesia de Dios, la segunda venida de Cristo es esperada con ansia , pues con su venida traerá el gozo eterno por el cual los hijos de Dios se afanan; para los malvados, la segunda venida de Cristo será algo sumamente espantoso pues en ese tiempo el Señor pagará a cada uno de ellos con un castigo terrible.

35.EL REINO DE MIL AÑOS DE CRISTO.
La palabra de Dios nos dice que cuando Cristo venga por segunda vez, será para establecer su reino sobre la tierra, reino que de acuerdo a la misma escritura será por un período de mil años.

36.EL CASTIGO FINAL.
El castigo final, al cual se harán acreedores todos aquellos seres que habiendo tenido la oportunidad de recibir a Jesucristo como su personal Salvador, lo desprecien, será la penúltima fase del gran plan que Dios ha dispuesto para la humanidad, ya que después que se haya operado este castigo comenzará la eternidad.

37.EL REINO ETERNAL.
Al haber terminado el reino Milenial de Cristo, y habérsele dado el pago a cada uno según fueren sus obras y habiendo sido restituida la tierra; la nueva Jerusalén descenderá del cielo para iniciar así el reino por toda la eternidad.